V. del Arco

PINCELADAS ACERCA DE LA VIDA DE LA ARTISTA

 

Nacida en Barcelona en diciembre de 1961.

Su personalidad inquieta y activa le lleva a una búsqueda constante de nuevas formas de expresión.

En edad juvenil se dedica al mundo del atletismo y comienza a descubrir el contacto con la fortaleza física. Años más tarde le lleva a investigar en otros terrenos que abarcan la fusión de cuerpo, mente y espíritu y desemboca en el estudio de la práctica estable del taichi y chi kung. Diálogos de esta fusión se desarrollan en el transcurso de su vida, marcados por una inquietud de aprendizaje, con encuentros en cursos de danza, teatro y canto y talleres de yoga, así como la participación en un curso de conciencia terapéutica.

Sus primeros contactos de formación pictórica se desarrollaron en la Escuela Massana de Barcelona. Posteriormente y debido a su afinidad en la exaltación del color, cursó estudios en una notable escuela colorista regentada por discípulos del célebre pintor catalán Ramón Sanvisens. Etapa creativa en la que experimenta, junto a un magnífico grupo de colegas, la expresión pictórica a través de diferentes temáticas, en la que destaca su gusto por el paisaje al natural.

 

Una pausa en la dedicación a la técnica al óleo le lleva a trabajar en la soledad de su taller la serie de dibujos “Sabates-Zapatos”, donde cabe resaltar que la expresión y el sentimiento pictórico se encuentra en cualquier temática, vista con ojos de artista.

Una fuerte necesidad de acercamiento a la Madre Naturaleza le estimula a crear un pequeño oasis entre medio de hormigón y asfalto. Un jardín donde convergen artísticamente piedra, tierra, agua, cactus y plantas crasas, flores y pequeños arbustos y más elementos del reino vegetal realzados con sugerentes mosaicos de alegres formas y colores, todo ello unido al sonido del agua del estanque donde habitan peces variados de vivos colores, transformando el espacio gris en un cuadro natural de gran riqueza sensorial y armónica. 

Esa inquietud en búsqueda interior, le lleva a realizar el Camino de Santiago en el año 2006, peregrinaje que deja una gran huella en su vida, ya que después de esta experiencia más su viaje a India en el 2008, decide finalmente dejar la ciudad y trasladarse a vivir en plena naturaleza , en las montañas de tierras leonesas, donde junto a su compañero construyen su casa-taller y aquí nace una nueva obra que trabaja actualmente el Estepitaco, sin dejar de dedicarse al resto de técnicas.

                                                                        El Taller                                                                       

LA MAMA
LA MAMA
  LA ARTISTA CONSTRUYENDO SU CASA TALLER
LA ARTISTA CONSTRUYENDO SU CASA TALLER
MI COMPAÑERO DE CAMINO
MI COMPAÑERO DE CAMINO

MI PEQUEÑO GRAN JARDIN